Google+

17 abril 2010

frekles monsters, la posesión..

Ella sintió el incontrolable impulso de tomar un hilo y enhebrarlo en una aguja, aunque nunca antes lo habia hecho, (incluso sus botones se los cosía su madre), tomó las tijeras, cortó un trozo de tela, una bocanada de aire, e hizo la primera puntada, se sientio bien, no dolió, y como si sus manos fueran guiadas continúo, una tras otra iban tomando forma, cada vez más apresuradas, como si al final fuera a encontrar una revelación, un mensaje, con un toque aquí y un detalle allá, voilá! nacio el primer monstruo, él trató de hablarle, pero las puntadas inexpertas no le permitieron decir mucho, ella percibió el afán del pequeño ser por contarle algo, sin demora, tomó otro trozo de tela, lo trazó, lo cortó, más y más puntadas, y al final...un monstruo que si pudo hablar! y le dijo "Hola, soy Willie Wuesito".


No hay comentarios: